Como organización de servicios queremos transmitir todo nuestro conocimiento a las empresas que confían en nosotros como compañeros de viaje para la implantación, el mantenimiento o la mejora de sus sistemas de gestión o de IoT.

Basamos esta transmisión en distintas herramientas:

• Metodología de implantación IFS

• Scope Tool, herramienta de definición de necesidades desde el proceso de venta generando los flujos de gestión y la estimación para su implantación

• Filosofía de transferencia de conocimiento

Nuestra función como consultores no es implantar soluciones, es transmitir su base de funcionamiento, su filosofía para que nuestros clientes, expertos en su actividad, orienten las capacidades de nuestra oferta para transformar su negocio desde su base, en forma que puedan usar su posición de mercado y su base de clientes para defenderse de los nuevos entrantes mientras se transforman en compañías ágiles, flexibles,…, y su negocio adquiere la capacidad tech a su orientación tradicional. Hoy, cada sector tiene su versión ‘tech’: Fintech, Insurtech, Proptech, Traveltech, etc… En realidad, estas denominaciones son útiles para describir un estado transitorio de convivencia entre jugadores tradicionales y nuevos entrantes, en pocos años perderán sentido, todo convergerá a ‘tech’.

La digitalización es un aprendizaje y los aprendizajes no se pueden delegar. La digitalización es mucho más que implantar una web o una ‘app’, es un aprendizaje que implica cambios profundos en las personas y en el funcionamiento de las organizaciones. La digitalización produce una acumulación de un valioso capital intelectual en la organización, un ‘asset’ digno de aparecer entre sus activos. Subcontratar la digitalización significa pagar para que ese capital intelectual, literalmente, se pierda en un tercero cuyo negocio no es acumular conocimiento, sino vendernos el máximo número de horas. Nuestros proyectos se orientan a enseñar a implantar no a hacer implantaciones.

Implantar software es un proceso con características muy particulares, tan particulares que en el sector se ha llegado al consenso de que es casi imposible ejecutar con precisión un proyecto planificado. Somo exhaustivos en proyectar el avance del proyecto a la participación de cada componente en este y anticipar los imprevistos no “previstos” para adaptar las nuevas etapas del proyecto a las exigencias y recursos de la empresa. Ponemos herramientas y conocimiento para racionalizar y evitar situaciones emocionales. El corazón inteligente busca conocimiento, (Proverbios 15,14) y nosotros ponemos las herramientas para potenciar la emoción.

Nuestros proyectos se inician desde el primer contacto comercial con el cliente, utiliza la metodología IFS, sus herramientas de implantación así como otras herramientas de:

• Análisis de oportunidad, identificación áreas de transformación digital para aplicar nuevas tecnologías

• Herramientas de análisis de retorno de la inversión de cada tipo de proyecto

• Simulación Digital twin de la organización

• ………..

Póngase en contacto con nosotros

CONTACTAR